<> Cyber-Corredera

Cyber-Corredera

|| Servicio informativo del enfermero Pinto

Informativo virtual  para integrar  la familia naval colombiana  
 
  
Nº 103
Febrero / 2009
Unidos por el mar
y exhaustos por el último poste

ENRIQUE OSPINA CUBILLOS
VICEALMIRANTE COLOMBIANO QUE FUE
CADETE CHILENO Y SUBMARINISTA PERUANO Y ALEMAN 
Para Cyber-corredera es grato publicar este reportaje sobre la vida de uno de los oficiales más apreciados de la Armada Nacional, pero adquiere significativa importancia el haber sido realizado por su distinguida esposa Irene Parada Arnolds, quien, más que nadie, podía preguntar con autoridad y escarbar con propiedad la vida de su idolatrado esposo Vicealmirante Enrique Ospina Cubillos, donde plasma sus recuerdos de marino, artista e historiador. Nacido en Bogotá el 3 de marzo de 1936, ingresó a la Armada Nacional como cadete del Contingente XXI en 1952 y dos años más tarde viajó a la Escuela Naval de Chile, para graduarse como Teniente de Corbeta en 1957. Una de sus principales tareas fue recibir y comandar el primer submarino oceánico que llegó a Colombia, el "ARC Pijao", para lo cual se capacitó como submarinista en Perú y posteriormente en Alemania. Años más tarde fue Director de la Escuela Naval Almirante Padilla y cuando era Jefe del Estado Mayor del Comando General, se retiró voluntariamente.
Actualmente el Señor Vicealmirante Ospina Cubillos es el Presidente del Consejo de Historia Naval de Colombia;  Vicepresidente de la Academia de Historia Militar y miembro de la Academia Colombiana de Historia de la Fuerza Aérea, de la Academia de Historia de la Policía Nacional y de la Academia de Historia Santanderista.
Enfermero Pinto 

RING:::::::RING:::::::::RING…..Buenos días, casa de la familia Ospina, a la orden !

 

ENFERMERO PINTO: Buenos días, doña Irene, habla el enfermero Pinto.  La llamo para pedirle un importante favor... pudiera usted ayudarnos a hacerle una entrevista al Vicealmirante Ospina …?  Creo que haciéndola usted, va a ser más real, además, la Familia Naval podrá conocer aspectos más personales de su vida.

IRENE:  Enfermero Pinto, voy a tratar de hacerla, pero le aseguro que no va a ser fácil. Enrique tiene su genio, es complicado y en algunos aspectos es muy reservado, no le gusta contar cosas, a veces con esa disculpita de que “los caballeros no tienen memoria…? embolata las preguntas, pero envíeme un cuestionario y yo trato que las conteste. Eso sí, acuérdese que yo haré la primera censura y quizá me tome la libertad de “editar“ algunas de sus respuestas. Gracias.::::::::::CLICK.

IRENE:  Enrique, ven un momento, el enfermero Pinto me envió algunas preguntas para un reportaje, y él y yo quisiéramos conocer tus respuestas. Puedes tener la total seguridad que aparte de nosotros y de los lectores de la Cyber-corredera, NADIE más las conocerá, es decir, puedes responder con toda tranquilidad !

VAL . OSPINA:... Irene... en realidad estoy un poco ocupado, o al menos eso decimos todos los pensionados, pero bueno, cuéntame que temas serían importantes. El Enfermero Pinto, es muy "chismoso", quiere que cuente algunas cosas que aunque son simpáticas pueden contarse pero no escribirse, como lo que ocurrió en el desfile del 20 de julio cuando yo era Director de la Escuela Naval. 

IRENE: Pero Enrique, las primeras preguntas se refieren a tu iniciación en la vida naval , por ejemplo….

VAL. OSPINA:.... Mira, es un poco difícil y quizá más propenso a dejarse llevar uno por los sueños o ilusiones pasadas, que contestar en forma puntual,  algunos sucesos personales, por eso voy a recordar y contar en forma general esa maravillosa, pero difícil vida de cadete naval en 1952, recordando que para mi solamente fueron dos años, pues en 1954 fui destinado a continuar mis estudios en Chile. Quitándole a los recuerdos el aspecto personal y nombre propio, creo que vamos acumulando versiones más cercanas a una verdad histórica.

Pues bien, en 1952, la idea que teníamos de la Armada en el interior de Colombia era poca,  y para muchos, el primer conocimiento fue el que nos dio el oficial naval de reclutamiento que visitó los colegios de Bogotá y de otras ciudades. En ese tiempo, hace más de medio siglo, Cartagena y el mar eran lejanos, para llegar a ella era necesario viajar en avión de hélice con obligatoria escala en Barrancabermeja, saliendo del viejo aeropuerto de Techo. Considero que muchos de nosotros ingresamos a la Armada enamorados de un ideal que, aunque conocíamos poco, llenaba nuestras juveniles aspiraciones y retos como el atrayente misterio que encerraba el desconocido y distante mar, la rigidez de la vida militar y los exigentes programas académicos.

Con ese inmenso equipaje de sueños y entusiasmo llegamos a la Escuela Naval de Bocagrande. El curso XXI lo conformamos 130 aspirantes; alto número para la época que obedecía a la política de la Armada de aumentar su número de oficiales.  Los reclutas éramos  más que los cadetes antiguos, lo cual obligó a la Armada Nacional, por primera vez a tecnificar el proceso de reclutamiento y a mejorar los aspectos logísticos en la Escuela Naval.

Recuerdo con gran cariño y admiración a nuestros primeros oficiales y profesores. Ellos nos dirigieron en una difícil época en que los castigos corporales y el trato rudo eran el diario vivir. Hoy quizá no se entiende esa rigidez, que posiblemente  hizo perder elementos valiosos intelectualmente, pero es necesario tener presente y reconocer que la época, las costumbres y las tradiciones (como las famosas saladas) eran diferentes; los hombres que debíamos dirigir tenían otros parámetros y la Armada en sí requería líderes que, conociendo a fondo la institución, la siguieran dirigiendo con firmeza y rectitud. Aunque hoy no se comparta la rigidez de nuestra antigua Escuela, creo que situándonos en la época y en el medio, esa dura disciplina fue acertada .

Los dos primeros años pasaron rápido, y en 1954 fui seleccionado a seguir estudios en la Escuela Naval "Arturo Prat"  de Valparaíso, Chile.  Fue un cambio inmenso, siglos de tradición marinera y Escuela centenaria, nos abrieron las puertas al grupo de cadetes colombianos, brindándonos conocimientos y enorme calor humano .

IRENE : --- Un momentito, Enrique, ahora ten mucho cuidado con lo que le cuentes al Enfermero Pinto …

Val. Ospina :----, Oh... si... no mencionaré que comenzamos a salir cuando tu ibas a cumplir los 15 años y yo tenía 20, el día que fuimos a la tradicional fiesta de la Escuela Naval, aquella inolvidable fecha: 4 de agosto de 1956, y... para mantener la costumbre, se invitaba a la novia.

IRENE:--- (Suspiro), eran tan lindas esas fiestas y todo tan elegante!!! Pero, volviendo al reportaje, el enfermero Pinto me solicita que te pregunte dizque de tus novias de cadete y cosas así... piensa muy bien tu respuesta, ésta parte la voy a someter a estricta censura...

VAL: OSPINA :--- Mira, Irene, desde ese día en que te vi por vez primera…

IRENE :--- Momentito, eso me suena a bolero, no me repitas lo de la memoria de los caballeros, sigamos con el relato !

Val.OSPINA :------En razón de no molestar o distraer con otros temas a nuestros lectores, es mejor contarles como fue el comienzo de nuestro largo y feliz matrimonio.

Conocí a Irene siendo cadete en 1956, me gradué de oficial en 1957 y en octubre de 1960 nos casamos en Bogotá, en la Parroquia del Espíritu Santo, oficiada por el Coronel Pedro Pablo Galindo. Tuvimos 4 hijas, Luisa, Claudia, Liliana y Angelita. Ahora ellas todas son profesionales. Luisita vive en Nueva York, dónde ejerce su profesión de Psicoanalista; Claudia es Bióloga, reside aquí en Bogotá y tiene una planta de champiñones cerca de Facatativa; Liliana, casada con Camilo González y Gerente de S.I.L., también está radicada en Bogotá. Tenemos 5 nietos, todos grandes y a Dios Gracias juiciosos y sanos. Angelita, quien está en Canadá, estudió Finanzas y Relaciones Internacionales.

IRENE:---Bueno, le sacó el cuerpo a la pregunta, pero realmente nuestras hijas nos enorgullecen mucho! Sigamos adelante…

VAL .OSPINA.--- La vida de cadete en Valparaíso fue bastante diferente a la de cadete en Cartagena. Allí, el sentimiento marinero de Chile impregna todas las actividades y el país vibra con cualquier actividad de su Marina. Desde muy niños el mar está presente en toda la población y en parte, por ello, el ingreso muy joven a la Marina, es una meta deseada que impulsa a la Escuela Naval a mantener un liderazgo de disciplina, tradición y enseñanza técnica.  Fue una época de estudio muy provechosa, que culminó con un gran crucero en el buque velero “Esmeralda? por la lejana Polinesia.

La razón de enviar cadetes a varios países, como Chile, Italia, Suecia, Estados Unidos e Inglaterra formó parte del gran proyecto de la Armada, para que una vez se terminara la construcción de la Escuela Naval de Manzanillo, se fundieran y aplicaran allí  las experiencias y culturas marineras de esos países en la formación de sus oficiales. Desafortunadamente éste plan se completó a medias, en primer lugar la Escuela Naval no se construyó completa y por un tiempo estuvo prácticamente sin uso. En segundo lugar, los oficiales que llegamos del exterior, en su mayoría, fuimos destinados a guarniciones o unidades donde no quedó fácil difundir los conocimientos. El caso mío fue curioso, llegué a Colombia después de casi 5 años de vida en la Armada de Chile, lógicamente no tenía ni idea del diario vivir de un oficial en Colombia, ni uniformes, ni conocimiento de algunas órdenes, ni el reglamento, ni los sistemas de comunicaciones, ni la misma organización de la Institución. Llegué a Bogotá, al día siguiente me presenté al Comando y al otro día partí en avión a Barrancabermeja, dónde en el aeropuerto me esperaba una avioneta que me transportó a un potrero cerca del río Magdalena, dónde estaba atracada, en la ribera, la patrullera de río “ Alberto Gómez?, a la cual me habían asignado como Comandante.

Afortunadamente un joven campesino  me esperaba con un caballo y en él llegué a la orilla del río. Así las cosas, en rápida y desconocida para mi, ceremonia, me entregaron el Comando de la Unidad. Me hicieron firmar unas actas y en pocos minutos, Comandante Fuerza y Comandante saliente tomaron un bote y zarparon hacia Barrancabermeja, dejando la unidad a cargo de su nuevo Comandante.

Pasaron  largos y complicados meses de patrullaje y mi conocimiento de la Armada de Colombia fue llegando poco a poco. Además, gracias al Comandante de la Fuerza, Capitán en ese entonces Hernando Salas Ramírez quien entendió mi situación, ayudó a nivelarme y culminar exitosamente mi primera experiencia marinera en el río Magdalena.

IRENE :--- Bueno, Enrique, te estás entusiasmando y extendiendo mucho. Entiendo tu alegría al recordar tantos bellos momentos, pero creo que nos hemos pasado de tiempo, y nuestros lectores quisieran seguir leyendo las demás notas, por eso propongámosle al enfermero Pinto, que si lo considera conveniente dejemos el resto del reportaje para una segunda entrega y así todos descansamos y tu te alistas porque hasta ahora iniciamos el relato de tu vida como oficial, y ese sí que tiene historias. Y a propósito, nunca me habías contado que llegaste a la Armada a tu primer cargo, montado a caballo...

 
RING:::::::RING:::::::::RING:
IRENE:---Buenas Noches, con el enfermero Pinto? Ya cumplí con una partecita de su encargo  en mi labor como reportera. Fíjese, me quedó gustando su encargo, pues entre chiste y chanza  me llevé varias sorpresas al enterarme de otros aspectos de la vida de Enrique. Debe ser que los submarinistas son mas misteriosos que los normalitos que vivimos en la superficie…. 
 
CONTINUARA....

EL EXTRAÑO
Boris Aliaga / 37-054

Unos cuantos años después que yo nací, mi padre conoció a un extraño en nuestra pequeña población. Desde el principio, mi padre quedó fascinado con este recién llegado encantador personaje, y enseguida le invitó a que viviera con nuestra familia. El extraño aceptó y desde entonces ha estado con nosotros.
Mientras yo crecía, nunca pregunté su lugar en mi familia, en mi mente joven ya tenía un lugar muy especial. Mis padres eran instructores complementarios: Mí mamá me enseñó lo que era bueno y lo que era malo y mi papá me enseñó a obedecer. Pero el extraño era nuestro narrador. Nos mantenía hechizados por horas al extremo con aventuras, misterios y comedias.
Si yo quería saber cualquier cosa de política, historia o ciencia, siempre sabía las contestaciones sobre el pasado. ¡Conocía del presente y hasta podía predecir el futuro! Llevó a mi familia al primer juego de las ligas mayores de béisbol. Me hacia reír, y me hacia llorar. El extraño nunca paraba de hablar, pero a mi padre no le importaba.
A veces, mi mamá se levantaba temprano y callada mientras que el resto de nosotros estábamos pendientes para escuchar lo que tenía que decir, pero ella se iba a la cocina para tener paz y tranquilidad. (Ahora me pregunto si ella habría rezado alguna vez, para que el extraño se fuera.)
Mi padre dirigió nuestro hogar con ciertas convicciones morales, pero el extraño nunca se sentía obligado para honrarlas. Las blasfemias, por ejemplo, no fueron permitidas en nuestra casa… No de nosotros, ni de nuestros amigos o de cualesquiera visitantes. Sin embargo, nuestro visitante de largo plazo, lograba pronunciar la palabra esa HP que quemaban mis oídos e hicieron que mi papá se retorciera y mi madre se ruborizara. Mi papá nunca nos dio permiso para usar alcohol de manera liberal. Pero el extraño nos animó a intentarlo sobre una base regular. Hizo que los cigarrillos parecieran frescos e inofensivos, y que los cigarros y las pipas se vieran distinguidas. Hablaba libremente (demasiado libre) sobre sexo. Sus comentarios eran a veces evidentes, a veces sugestivo, y generalmente vergonzosos.
Ahora sé que mis conceptos sobre relaciones fueron influenciados fuertemente durante mi adolescencia por el extraño. Repetidas veces lo reprendieron y raramente le hizo caso a los valores de mis padres y NUNCA le pidieron que se fuera.
Más de cincuenta años han pasado desde que el extraño se mudó con nuestra familia. Desde entonces ha cambiado mucho y ya no es casi tan fascinante como era al principio. No obstante, si hoy usted pudiera entrar en la guarida de mis padres, todavía lo encontraría sentado en su esquina, esperando a alguien para que escuchara sus charlas y para verlo dibujar sus cuadros.
¿Su nombre? ¡Nosotros lo llamamos televisor! 
Nota: Se requiere que este artículo sea leído en cada hogar . ¡Ahora tiene una esposa que le llama Computadora y un hijo que le llama Celular!
Saludos

Estimado Enfermero Pinto:
Me complace enviarle copia del mensaje de agradecimiento que le envié al Sr.Almirante Barrera, Comandante de la ARC, con motivo del envío que él ordenó del bellísimo libro del ARC Gloria.
Cordial saludo  Cap.Ariza 


Dic 16/08

 

Mi estimado Sr.Almirante Barrera: 

¡¡ Qué belleza de libro que Ud. tuvo la amabilidad de enviarme por conducto del Sr.Tovar !! Mil gracias Sr.Almirante por esa demostración de bondad para un miembro de la Armada Nacional a la que le dedicó su vida.

Para mi es un honor y una gran satisfacción el haber tenido la oportunidad de que mi hijo, el excadete Ramón Enrique Ariza Pareja,haya servido dos años a las órdenes de ENAP y del Capitán B.Alzate, en su crucero del 70 alrededor del mundo por los paralelos 40 y 50 Sur.

A su generación, Sr.Almirante le tocó el maravilloso Gloria y a nosotros el inolvidable Cúcuta, viejo, enorme,desgastado, pero gracias a Dios, de él salió la impresionante estampa actual de la ARC. La escala del Cúcuta fue el primer peldaño de la gran superación que hoy muestra mi ARC. Es una lástima que no hubiéramos escrito y fotografiado un libro sobre el Cúcuta, similar a esa belleza que exhibe el Gloria. No obstante es una gran satisfacción el saber que, no solamente nosotros los del primer curso sino todos los demás, guardan un amoroso recuerdo del buque escuela que inició la vertiginosa carrera de superación y de perfeccionamiento del arma naval colombiana.

Mil gracias Sr.Almirante. No se olvide que aquí en el área metropolitana de la apasionante Nueva Orleans, está el Capitán Ariza a sus gratas órdenes.

Atentamente,  Cap.Ariza  01-001

 

LA JUSTICIA ES JUSTA !! ¿ PARA TODOS ?

(tomado de el foro El nacionalista de Argentina )


Estimado Enfermero Pinto:

Esto fue escrito para los casos de militares argentinos, pero creo que con el tiempo va a quedar describiendo casos de militares colombianos.

Ojala tuviera cabida en la Cyber-corredera.

Cordial saludo

CN Ricardo García Bernal / 34-030


Queridos compañeros y camaradas:
El ultraje es permanente. Si consideramos que los apresamientos son como consecuencia de haber honrado la palabra dada cuando juramos defender la Bandera hasta la muerte, evitando por todos los medios que flameara el trapo rojo en los mástiles de la Patria, fácil nos resultará concluir en que ya pasó el tiempo del abogado. ¡Éramos tan chicos, y ya éramos soldados! Nunca dejaremos de serlo. Hace poco me consultó un joven General, echado a los pocos meses de haber ascendido. Estaba preocupado por el giro que están tomando los juicios y lo pertinaz de la persecución. Pienso que, a veces, en momentos dolorosos vale la pena una sonrisa.

Entonces, al General que me consultaba le contesté con un viejo cuento. Dice así:

En el ?frica del apartheid, un negro que andaba en su auto por los barrios de los blancos cometió una infracción de tránsito. Fue apresado, llevado ante un tribunal de "Justicia" y condenado. La pena consistía en luchar de igual a igual con un león. Ambos contendientes deberían ayunar durante dos días, antes del combate. Cuando llegó la hora, el negro fue llevado al estadio de los blancos, colmado de público.

Fue atado (se le dijo que era una precaución para que no resultara lastimado el león, ya que había que preservar el ecosistema, y se trataba de una especie en vías de extinción). Luego se lo introdujo al negro en un pozo, sobresaliendo únicamente su cabeza. El león, hambriento y feroz, fue soltado.

Arremetió contra el infractor y en la primera pasada le arrancó una oreja; volvió a la carga, hecha agua la boca, y en la segunda arremetida le arrancó al negro la nariz y un trozo de cara; cuando encaró la tercera embestida, el mortificado negro lo vio venir, lo midió e hizo un movimiento evasivo con la cabeza, logrando morderle fuertemente los huevos al león. De las tribunas surgió un alarido histérico: "¡Pelea limpio, negro hijo de puta!"

La historia del negro y el león viene a cuento. Resulta que, luego de treinta años, el enemigo con ropaje cívico nos apresa y nos dice:

— Nosotros no somos como ustedes: les reconoceremos sus derechos, los someteremos a los jueces de la Constitución, no como lo que ustedes hicieron con sus pobres víctimas, indefensas e inocentes. Les daremos, en fin, un juicio justo en el que contarán con todas las garantías. A ver qué tienen que decir, ¡defiéndanse!

— Bueno, en primer lugar, las leyes de Punto Final y Obediencia Debida…
— ¡No! Esas leyes no sirven más, fueron declaradas inexistentes por la nueva Corte Suprema…

— Ah, bué…, entonces invocamos en nuestro favor la prescripción de la acción penal, ya que se trata de hechos que pasaron hace más de un cuarto de siglo y…

— ¡No! Esos hechos nunca prescriben, porque se trata de delitos imprescriptibles, de lesa humanidad…

— Ah, entonces, nos amparamos en el principio de la cosa juzgada (non bis in ídem), nadie puede ser juzgado dos veces por la misma causa, y nosotros ya fuimos sobreseídos…

— Sí, pero no… Tampoco pueden ampararse en la llamada "cosa juzgada" porque esos juicios fueron nulos, resueltos en mérito a leyes que no existen más y se oponen a los Tratados de Derechos Humanos que se incorporaron a la Constitución Nacional a partir de 1994.

— Está bien, entonces invocamos la amnistía y el indulto, lo que impide que se nos vuelva a juzgar…

— Claro. Pero las amnistías y los indultos están prohibidos para amparar delitos crueles, atroces y aberrantes, como los que ustedes cometieron contra nosotros…

— Entonces alegamos el cumplimiento de las órdenes del servicio, impartidas por autoridades constitucionales, para combatir al terrorismo y a la subversión apátrida, en tiempo de guerra; está claro que según la ley vigente en el momento, los delincuentes eran los terroristas y no las Fuerzas legales…

— Sí. Pero ahora, según los Tratados Internacionales de Derechos Humanos, el único delito de terrorismo que existe, es el "terrorismo de Estado", que se asimila al crimen de "lesa humanidad", por lo que no se puede alegar el cumplimiento de órdenes ilícitas.

— Planteamos, entonces, la nulidad de todo lo actuado por jueces designados después de 1983, pues no son nuestros jueces naturales, los cuales nos fueron quitados (lo que pone en riesgo la validez de las órdenes de detención que están librando los actuales magistrados carentes de competencia para juzgar estos hechos)…

— ¡Error! Después de 1983, cuando se reformó el Código de Justicia Militar, ustedes eran juzgados por el Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas, integrado por militares y no por jueces de derecho. La nueva ley no les sacó jueces, sino que les dio más jueces, y por añadidura, más aptos, letrados, capacitados e independientes. La nueva ley, en fin, les dio mayores garantías… Aparte, la Corte Suprema de la democracia dijo que esa reforma era constitucional.

— Ah, no lo habíamos visto así. Entonces, si la reforma de Alfonsín fue constitucional, ¿por qué se declararon inexistentes o inconstitucionales las leyes de Punto Final y Obediencia debida, que también son de aquella época y que fueron aplicadas muchas veces por la Corte Suprema de la democracia?

— Es que, como ya se les explicó hasta el cansancio, se trataba de leyes que servían para la impunidad de delitos que lesionan garantías contenidas en los Tratados Internacionales que fueron incorporados a la Constitución en 1994.

— Bien, entonces invocamos el principio de irretroactividad de la ley penal más grave, o de retroactividad de la ley penal más benigna, que es un principio fundamental del derecho penal liberal, y que impide que se nos juzgue en base a leyes dictadas con posterioridad al hecho.

— Ese principio no rige en casos de delitos de lesa humanidad, como los que ustedes cometieron… ya que, al ser imprescriptibles, los van atrapando todas las leyes que se vayan dictando a lo largo de la historia de la humanidad…

— Entendido, entonces, permítasenos ampararnos en el principio de legalidad, contenido en el sistema del "tipo penal" (todo lo que no está prohibido, está permitido), pues el delito de "lesa humanidad" no está tipificado en nuestro Código Penal, ni en nuestra Constitución Nacional…

— Bien, eso es cierto… Pero no se impacienten, ya lo estará algún día. Por ahora, si bien no ha sido descrito con el rigor formal que exige la ley penal en materia de "tipicidad", hay un par de descripciones en el planeta, una de las cuales obra en la Convención de Roma, creo… Y así, podría seguir hasta el infinito.

Pregunto: ¿no habrá llegado la hora de morderle los huevos al león?

Un fuerte abrazo para todos, y especialmente un orgulloso saludo militar a nuestros prisioneros de guerra.

Juan Gustavo Igounet


ZAFARRANCHO GRAFICO

ACORE CARTAGENA
El pasado sábado 21 de febrero, El señor Almirante Guillermo Barrera, Comandante Armada, el General Juan Salcedo Lora, presidente nacional de ACORE y los funcionarios de la entidad en Cartagena, entregaron la sede de ACORE Bolívar, en ceremonia especial, con  Bendición a las instalaciones y Santa Misa, entrega de placas a los colaboradores y, para terminar, el tradicional brindis. La nueva sede tiene un gran auditorio bautizado con el nombre "CA Luís Baquero Herrera", salón de juegos, sala con bella fuente, bar; el segundo piso con billar y buchacara, además la oficina del presidente con secretaria y secretario. Los salones están dotados con varios cuadros marineros donados por algunos socios. También se recibieron donaciones de socios entre ellos del capitán Cotes y del mayor Henao.
Para los socios de ACORE en Cartagena, esta sede es excelente y se agradece el empeño y dedicación del señor Almirante Guillermo Barrera -COARC- y la gran colaboración del General Juan Salcedo Lora, presidente nacional de ACORE.  
 

LAURA MARCELA MAJA COLOMBIA
Laura Marcela Maja Colombia, en compañía de sus Padres CC Carlos Cantillo y la Sra. Elzie torres ofrecieron un cóctel en el club naval para agradecer a la Junta directiva del Club y otras personas entidades el apoyo que le brindaron a Laura durante el certamen de la Maja en Corozal, muy animado estuvo el evento.

Cristina Calderón de Moog Capitana Club Naval año1992. Laura Marcela 2008 y Vanesa Díaz Granados 2009, las tres muy bellas y súper "Majas"


CUMPLEAÑOS DE GLORIA DE PUENTES
Aparecen Gloria de Puentes, CR IM Chepe Calderón, CN Memo Domínguez, sentados: CN Díaz Rafael, CR IM Franco Alonso, MY IM Eduardo Puentes y Oscar Carbonell, muy animada la estuvo la reunión.   Feliz Cumpleaños
 

50 AÑOS DEL "GLORIOSO" XXV
50 Años del curso 25 promoción 26: dos oficiales de insignia, Almirante Hernando García Ramírez excomandante Armada, Contralmirante Jorge Enrique Cadena Mutis exdirector ENAP, nueve oficiales superiores, Luís Virgilio  Abella, Augusto  Castro Gutiérrez, Laurentino Cifuentes Ramírez, Alberto Charry Samper, Hugo  Erazo Rojas , German Gómez Ramos, José Vicente Londoño, Fernando  Pareja Valest, y Rafael Pinzón Ramos, y los oficiales de la reserva, Activa, Alberto Barrera Van Den Eyden, German Castillo Grau, Julio Grau Pérez y  Laureano Molano Pineda.

QUIEN FUERA CONTRALMIRANTE JARAMILLO....

CYBER-CORREO DE LA  ARC "LULU"
enfermero@cybercorredera.com

  =/=  
1- Amable observación:
Apreciados cybercorrederos.
Interpreto que los gallardetes señalan el número 902 según el código internacional de señales. Estoy en lo cierto?
Cordial saludo
Manuel F. Avendaño G.
 
2- Atenta respuesta:
Señor Almirante Avendaño, con nuestro cordial saludo, nos place manifestarle que tiene toda la razón. Tenemos que repetir la materia de señales con el apreciado y querido Jefe Aponte, quien hoy  es un ilustre abogado. Presentándole nuestros respetos, nos merecemos nueve -  - vueltas al último poste.
Atentamente reciba un -- respetuoso saludo
Enfermero Pinto - Cyber-corredera
 
3-Absolución e indulto
Considerando la edad, la dignidad y el calor, les rebajo las vueltas y el aponticidio; Habrá que seguir bogando y bogando para llegar a la edición 902 que, con la viada que tienen será rebasada.
Cordial saludo,
Mike-Foxtrot-Alpha-Golf.
SOLIDARIDAD Y AFECTO PARA UN PIONERO DE LA ARC 
Mi Armada:
La historia  del Capi Fonseca da en el alma de un ex-cadete Glorioso 45 004  benditos..
Solo les pido como hijo del Capitán CC - MARCOS ARIZA R./ 01-001," por favor ténganlo en sus oraciones, está invadido de cáncer en sus huesos... es mi viejo Capitán, aquel compañero de mis Almirantes Lemaitre y Eraso. Cualquier anuncio, cualquier mensaje para mi papa seria de inmenso agradecimiento, los necesita, la ARC fue su vida, los ama inmensamente.
Un abrazo cariñoso a los hermanos navales..se les quiere a todos..
Ramón Enrique Ariza Pareja/ 45 004 / SRXDK@aol.com
Esta nota no fue incluida en la Cyber-corredera enviada al Sr. CC Marcos Ariza R.  
URGENTE CONTIS DEL "GLORIOSO 31"
Estimado Enfermero Pinto.
Quisiera hacer un llamado a todos los cadetes que ingresaron al contingente XXXI,  para que se reporten a la Cyber-corredera y le avisen a los compañeros,  con el fin de establecer contacto y organizar un encuentro en Cartagena para celebrar los 50 años de nuestro ingreso a la Escuela.
Cordial saludo,
Jaime Borda Martelo / 31-010
Celular 315 731 0789
Cartagena


URGENTE CONTIS DEL "GLORIOSO 42" 

Mi querido Enfermero Pinto:

Te solicito me colabores en difundir el mensaje de la reunión que llevaremos a cabo en el mes de marzo.

Por favor comunicarse conmigo al cel 312-523-5843 o a mi correo electrónico: jlav10@yahoo.com

Te agradezco tu ayuda,

Abrazo Cordial,

Jorge Luís Arango/ 42-007


CYBER-CURRAMBERO
Un cordial y cariñoso saludo desde estas soleadas tierras curramberas!. Mi nombre es HECTOR LEONARDO ESCALLON LIEVANO. Fui el cadete naval regular NR 73-015. Contingente que ingreso a la ENAP el 1 de julio de 1976. 
Siento una fuerte emoción al poder hacer contacto con tantos seres humanos especiales a quienes nos vincula una experiencia de vida que por siempre marcó nuestras vidas.  
Cordialmente,
HECTOR ESCALLON LIEVANO/ 73-015
Gerente SCATEC LTDA
MOBILE: (57) 315 728 3511 (BARRANQUILLA - COLOMBIA)
www.scatecltda.com
GRATAMENTE CYBER-AGREGADO
Enfermero Pinto:
Por favor me agrega a su lista:
Nombre: Cabrera, Carlos José
Contingente: NA 87
Email:
ccabrera1@gmail.com
Ciudad: Miami, Fl USA
Mil Gracias,
Carlos Cabrera/ ??-???

BUSCA A EDGAR HIJO DE GILBERTO
Buen día....
Encontré el nombre de  C.F.  EDGAR ALBA BAYONA     
No estoy segura si es él...... quiero confirmar si es hijo el Señor Gilberto Bayona (fallecido)
Si es así agradezco hacerle llegar mi dirección de correo para que me contacte, lo hemos estado ubicando hace mucho tiempo
Agradezco su colaboración
Elsy Patricia Jiménez
 p.jimenez.neiser@gmail.com
CYBER-SOLICITUD
Enfermero Pinto: 
Solicito a usted muy atentamente mi suscripción y envío de la cybercorredera.
Rodrigo Iván Otalora Soto/ 88-086

SOBRE "MARI ZERUCO"

Mi apreciado Jorgito / Enfermero Pinto:

Excelente escrito del señor Capitán de Corbeta Marcos Ariza, R / 01- 001.
Excelente y educativa su historia sobre la MARI ZERUCO. Esta clase de artículos enriquecen y hacen amena la lectura de bien jalada Corredera del 38. ¡Felicitaciones!  
El Viejo George Quintero / 38-049

ENVIO A SUECIA Y NORUEGA
Apreciado  Enfermero Pinto:
A solicitud de Christina Wendeus, viuda del señor Capitán Vargas (Q.E.P.D.) te solicito de la manera más atenta enviar la nota del fallecimiento del Capitán a ella y a sus hijos en Suecia y Noruega, pues lamentablemente yo ya había borrado de mi computador dicha nota. La dirección de E-mail de ellos es como sigue:
chwendeus@gmail.com
clavarr22@gmail.com
jevwxto@gmail.com
Muchas gracias por anticipado por tu amable atención.
Cordial saludo.

CF Fernando Ordóñez Wills/ 21-034


ABNEGADO ENVIO
Señor enfermero Pinto

Gracias por tu abnegada labor en beneficio de la familia naval. Favor enviarme cybercorredera No. 102.

Gracias

CN Ricardo Rosero / 29-121

CYBER-PROBLEMAS
Enfermero Pinto,
Por razones desconocidas el texto de este correo aparece con alteraciones de mayúsculas signos y apostrofes que no hacen fácil su lectura, le ruego reenviármelo fin verificar si sigue con el mismo problema
Cordial saludo
Antonio Correa / 40-126

OTRO CYBER-PROBLEMA
Estimado enfermero Pinto:
Las crónicas que UD. ha tenido a bien publicar en este numero, tales como  "LA MARI ZERUCO". "ANOS DESPUES, RECUPERANDO NUESTRA HISTORIA", etc., Etc., son sencillamente interesantísimas. Sin  embargo algo difíciles de leer, debido pienso yo, a algún problema de impresión. Cree ud. que para los próximos números, podría remediarse ese pequeño inconveniente??? y que las crónicas escritas por los eminentes colaboradores de esa muy leída  revista salgan tan claras como las también "muy" deseadas modelos de la misma??? 
Cordialmente
Miguel Payeras O. / M-03-002

DESDE USA

Estimado enfermero Pinto:

Buenas trades, mi nombre es Gabriel ?ngel Ortiz Suárez, yo soy oficial  mercante del curso MC-29, ingrese a la ENAP el 15 de Enero de 1978, y me gradué el 10 de Diciembre de 1981. 

Me gustaría ser parte de la distribución de la CyberCorredera y también hacer publico mi eMail: gabeortiz@yahoo.com
Muchísimas gracias,

Gabriel A. Ortiz, P.Eng./ MC 29-???

16058 Birwood Avenue

Beverly Hills Village, MI

48025 – USA

Mobile: (248) 961-4223


CYBER-RIESGO ROMANTICO
Enfermero Pinto.

Me complace recibir su información, muy romántica, la aprecio bastante y espero seguir recibiéndola.

Le solicito, como Oficial de la Armada en retiro analice el articulo "Colisión de Competencia" para una posible publicación en Cybercorredera.

Le comento que lo escogieron en Francia y se esta divulgando.

Soy consciente del riesgo que corro con los antisociales de la subversión, pero son cosas inherentes a nuestro oficio de Oficiales retirados.

Capitán Jorge A. Caicedo Correa.


PINTO ELABORO LOCION PARA PATOS
Enfermero Pinto:

Gracias por su loción de fraternidad para los que somos hijos de la ARC.

Héctor Escobar A./ 36-027


NUEVO CYBER-CORREDERO
Enfermero:
Comedidamente, solicito el envío de la comunicación de la corredera virtual al excadete naval Luís Carlos Guerrero Escobar/ 47-183, correo electrónico guesco@yahoo.com
Juan Fernando Suárez Franco/ 47-082

MIT FREUNDLICHEM

Muy estimado enfermero Pinto,

reciba mi más caluroso y cordial saludo desde Alemania. Como lo ha indicado, me permito informar que no he recibido la edición 102 de nuestra querida Cybercorredera.... y hace falta.... mil gracias y mil recuerdos...

TN Darío Gómez Poveda / 61-015

Cordial saludo

Dipl.-Ing. Darío Gómez VDI

Beratender Ingenieur IKN

DOS NUEVOS CYBER-CORREDEROS
Estimado enfermero Pinto,
Antes que nada reciba un saludo muy especial de mi parte con los mejores éxitos para éste año.
Te solicito incluir dentro de cibercorredera a:
Tc I.M.I. Jorge Alberto ?vila Caballero, joravil2004@hotmail.com
Tn I.M. Miguel Fernando Guevara Vega, guevaravega@gmail.com
Un abrazo
Fernando Rubio H./ IM 31-037

BUENA MEMORIA LOGISTICA
Gracias Pinto:
Tengo muy buenos recuerdos de mi vida de Escuela, te lo agradezco.
LOGISTICA PORTUARIA DE MANZANILLO S.A DE C.V
Luís ?ngel Mera Barona / 44-078

GERENTE GENERAL

e-mail luis.mera@lpmzlo.com


SOLICITUD MUSICAL
Mi apreciado enfermero cybercorredero: 

Con respeto y admiración por el trabajo que adelanta, me permito solicitarle acompañe sus interesantes mensajes con himnos y canciones marineras tales como: Lili Marlen, El pirata, Himno de la Armada, del Gloria, John Brauwnn, Paso doble Marinero y otros mas que aprendimos y cantamos en nuestra querida Armada Nacional

Juan Fernando Suárez Franco/ 47-082

Respuesta

Apreciado Conti Suárez:
Deseamos complacerlo, pero los himnos y canciones que usted indica no están en formato MIDI, sino en mp3, que haría muy pesada la Cyber-corredera. 

HISTORIA VIVA Y TRADICIONES ACTIVAS PERO EN CUIDADOS INTENSIVOS
Distinguido enfermero, sí me llegó la 102, pero con unos caracteres bloqueados, que impiden su buena lectura.

Igualmente agradezco se me remita en lo sucesivo,  también a la siguiente cuenta de correo: tpedroza@hotmail.com

Nuevamente felicitaciones por ese importante esfuerzo por mantener la historia naval viva y las tradiciones activas.

CFARI  William Pedroza  Nieto

A/B DIMAR

A DUBAI NO LLEGO LA 102
Mi estimado enfermero Pinto
Antes que todo recibe un caluroso saludo desde Dubai y deseándote que este nuevo 2009 te traiga muchas alegrías y éxitos;quiero expresarte que no recibí la cyber No 102 .
Cordial abrazo !!
El grillito Luís Carlos Torres/ 64-091

BUSCANDO AL CONTI DIAZ CORREA 
Apreciado enfermero Pinto, mil gracias por esta nueva edición, y aprovecho la oportunidad para solicitarle a todos y cada uno de los que tenemos el privilegio de recibir esta publicación, que me ayuden a localizar al Sr. CN(r) Luís Fernando Díaz Correa.
Reciban un cordial saludo.
TN Iván Correa Rincón/ 67-058
icori2@hotmail.com

BUSCA CORREDERA DE 1982
Señores  Cyber-Corredera
Ingresé a la  Escuela en el año 1982, y aunque sólo estuve un año, fue una experiencia  inolvidable. Quisiera saber si hay alguna forma de obtener una copia de la  Corredera de ese año. También me gustaría recibir copias de la Cyber-Corredera  por vía email.
Atento  saludo,
Luís Carlos  Hernández / 84-135
luishmald@aol.com

AMABLE FELICITACION

Amigos de Mar:

Reciban un saludo de parte de este pequeño comando, Marino de Colombia y adscrito al Cuerpo de Profesionales Oficiales de la Reserva Naval. Felicitaciones por esta publicación 100, esperando que sean muchísimos mas y como dice el nuestro COAR - Sr. Almirante Barrera un BRAVO ZULU por el éxito alcanzado. Espero quedar suscrito a las publicaciones e información general.

Un Abrazo

TF RN. William Fernando Leal Duran

Fuerza Naval del Pacifico 


 
CYBER-MASCARON DE PROA
Cyber-corredera-
E-mail: enfermero@cybercorredera.com
Suscripción gratuita. Derechos Reservados. 
Se invita a divulgar la información aquí contenida, citando la fuente. Si usted no desea seguir recibiendo este informativo virtual, por favor infórmelo vía e-mail